Miniturismo: Zárate, junto al Río Paraná

“Lo único que no se usa de la vaca es el mugido…”

Así rezaba un dicho popular a principios del siglo XX en Zárate.

Zárate es una ciudad que conserva el casco histórico anglo, edificios abandonados del Frigorífico The Smithfield and Argentine Meat Company Ltd. cuyos obreros vivían en un barrio con casas de estilo inglés colonial australiano, que también se puede visitar.  Alrededor del año 1900 una de las industrias más importantes de la zona era la frigorífica. En 1877, del puerto de Zárate, partió Le Frigorifique llevando a Francia el primer cargamento de carne congelada.

Hoy, la ciudad de Zárate representa una opción interesante a la hora de hacer miniturismo.

¿Cómo llegar?

Desde Retiro, en tren, con transbordo en Villa Ballester.

Desde Once, calle Catamarca 29, en ómnibus Nueva Chevallier o Millenium Class.

Antes, para ir a la provincia de Entre Ríos había que cruzar en Balsa.

Hoy, a metros del embarcadero de aquellas Balsas, en el pasaje Talavera se encuentra el restaurante Vieja Balsa, donde podemos comer pescado de río, pastas caseras y respirar un aire de pueblo realmente reparador.

¡Comer en el restaurante Vieja Balsa es un excelente plan!

www.viejabalsa.com.ar

About these ads
Posted in Spanish Grammar. Comments Off
Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

%d bloggers like this: